A un año desde que Stephen Hawking falleció (14 de marzo de 2018), la familia decidió tomar cartas en el asunto debido a lesiones que sufrió por parte de una enfermera, quien lo cuidó y se encargó de él durante 15 años para que no le faltara nada.

Ante esta situación, Patricia Dowdy fue suspendida de realizar este oficio, además de estar siendo procesada por ciertas lesiones extrañas que Hawking sufrió, tales como labios y muñecas rotas, además de algunos impactos y golpes evidentes en el rostro.

Hace algunos años se pensaba que Jane Wilde y Elaine Mason (sus ex-esposas) habían sido las responsables. Con Wilde era poco probable, ya que el divorcio se dio cuando el astrofísico comenzaba a tener éxito con sus obras publicadas. En el caso de Mason, se le consultó al mismo Stephen Hawking si ella había sido, pero lo negó rotundamente.

Sin embargo, desde hace 2 años se comenzó la investigación con Patricia Dowdy, enfermera que había sido denunciada anteriormente por no hacer bien su trabajo de cuidar a las personas a su cargo. Este martes 12 de marzo le fue levantada la sanción para dejar de ejercer como enfermera por parte de la NMC (Nursing and Midwifery Council).

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.