El cuidado de los pies es uno de los más importantes, pero al mismo tiempo, de lo que más se nos olvida. Los pies están todo el día expuestos a la humedad, sudor, y bacterias que se generen por el ambiente en el que se encuentran al tener los zapatos puestos. Por esta razón, te queremos mostrar cómo puedes hacer un desodorante casero para eliminar el mal olor de los pies.

Y es que con la sudoración que los pies producen, también facilitan la tarea para que los hongos y bacterias puedan aparecer y reproducirse fácilmente. Todos estos factores antes mencionados tienen sus consecuencias, y por eso es que sientes el mal olor.

En principio, te recomendamos lavar muy bien los zapatos que utilices con más frecuencia, ya que la limpieza de pies tiene que ir acompañado con ello para garantizar que tus pies limpios no vuelvan a entrar en contacto con zapatos contaminados.

Queremos mostrarte esta solución a base de bicarbonato de sodio, un aliado para tu salud y muy accesible.

1. Añade de 100 gramos de menta fresca en 1 litro de agua hervida. Deja que siga hirviendo por 30 minutos más, apaga el fuego, y deja que se asiente bien la menta.

2. Utilizar un colador para depositar los restos en otro utensilio, y dejar el agua con menta en la olla. Añadir 100 gramos de bicarbonato de sodio y 14 gotas de aceite de árbol de té, y revolverlo bien.

3. Depositar el agua en una botella con dispensador/vaporizador, y aplicarlo todas las noches antes de dormir y antes de iniciar actividades.

Cuida tus pies, y no olvides que los utilizas en todo momento. Al bañarte, procura limpiar bien tus pies para seguir con el proceso de limpieza, equilibrio de pH, y remoción de hongos y bacterias.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.