En plena recta final de la temporada de la Serie A, Juventus se enfrentaba al Inter de Milan, su acérrimo rival histórico que buscaba obtener un buen resultado para asegurar posiciones de Champions League para la siguiente campaña. Sin embargo, el gol 600 de Cristiano Ronaldo fue lo más destacado en el Derbi de Italia.

CR7 buscó anotar y empujar a su equipo durante todo el partido, y fue hasta el minuto 62 que se generó una gran jugada entre Pjanic y Ronaldo, el cual terminó con un zurdazo bien colocado del portugués que venció la resistencia de Handanovic.

El Clásico de Italia se jugó en el estadio San Siro y terminó 1-1. Para el Inter, Radja Nainggolan anotó un golazo después de un gran remate desde afuera del área.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.