Las noticias y teorías que se han venido manejando en los últimos días finalmente se confirmaron: Emiliano Sala fue hallado sin vida en el interior del avión que se quedó en el fondo del Canal de La Mancha.

Y es que, tras varios días de búsqueda por parte de una empresa privada, lograron encontrar la avioneta donde viajaba el argentino, la cual era propiedad del dueño de Cardiff City, equipo de la Premier League que había fichado al atacante.

Emiliano se dirigía a la ciudad de Cardiff proveniente de Nantes para ser presentado por el equipo, que marcha en posiciones de descenso, y para poderlos ayudar en la búsqueda de mantener la categoría.

Por su parte, el equipo francés le exigió el pago de los 17 millones de euros por la transacción del argentino, a pesar de lo que sucedió.

Que descanse en paz, Emiliano Sala.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.